Follando a mi ardiente novia en la cama

La idea que se me paso por la cabeza fue la de estar follando a mi ardiente novia en la cama y a esto le sumamos una cámara para guardar el momento mejor que mejor.

Esto es lo que permite que guardemos un grato recuerdo de algo que se nos pasó por la cabeza como si fuéramos actores porno. Como no somos profesionales estuvimos pendiente de la cámara para que todas las posturas se vieran bien.

La que más me gustó fue cuando yo estaba debajo y ella encima de mí metiéndose mi pene dentro. Yo aprovechaba para hacer que ese ano que tanto me gusta notara la presión de mis dedos.

Para terminar ella se dará la vuelta hacia la cámara y podréis apreciar sus enormes pechos que botan al ritmo de la penetración. La maldita hará con ese movimiento que me corra en seguida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*